Home » » Otro año violento en Rosario: hubo 225 crímenes, aunque un 10% menos que en 2014

Otro año violento en Rosario: hubo 225 crímenes, aunque un 10% menos que en 2014

Written By Carlos Francisco Gutierre on 04 enero 2016 | 10:16


A sangre y fuego.En la ciudad se registró la misma cantidad, 198 casos, pero bajaron en Granadero Baigorria y Gobernador Gálvez. La mayoría fueron venganzas.

Rastros. El lugar adonde cayó asesinado Rolando Mansilla, un soldadito narco de apenas 12 años, en junio del año pasado. JUAN JOSE GARCIA
Rastros. El lugar adonde cayó asesinado Rolando Mansilla, un soldadito narco de apenas 12 años, en junio del año pasado. JUAN JOSE GARCIA
La celebración del año nuevo se apagó entre el ruido de las balas. Seis impactos terminaron, el 1° de enero de 2015, con la vida de Pablo Montero. Tenía apenas 24 años. La muerte lo alcanzó en las calles del barrio Triángulo, en la zona oeste de Rosario. Los vecinos lo asociaban con “la mala vida”. Decían que tenía varias cuentas pendientes. Alguien se las hizo pagar con su vida. Su historia, con la que se inició el año pasado la estadística de muertes dolosas en el Gran Rosario, no parece diferente a la de tantos otros que cayeron bajo la forma de una venganza.

Por causas vagas, peleas menores o disputas vinculadas a grandes negocios como el del narcotráfico, el Gran Rosario cerró 2015 con 225 crímenes. El departamento tiene una tasa de homicidios de 16,6 cada 100 mil habitantes, el doble de la media nacional.
Las peleas entre bandas son parte de una realidad que marca con fuego y sangre a muchos barrios de la ciudad. Las responsables de la seguridad en la provincia sostienen, sin embargo, que ese tipo de disputas tuvo su pico en 2013 –año en que se visibilizó la guerra narco tras la muerte de Claudio “Pájaro” Cantero, líder de “Los Monos”– y que desde mediados de 2014 comenzó a retroceder. En ese momento, de acuerdo a relevamientos realizados por la Fiscalía Regional, 4 de cada 10 crímenes en Rosario tenían vinculación con el narcotráfico.
A Rolando Mansilla lo cercó la marginalidad y una pelea entre bandas narco acabó con su vida. Tenía apenas 12 años y custodiaba un búnker. Le acertaron tres disparos cuando estaba en el techo de una construcción del barrio Ludueña acondicionada para vender drogas.
El “soldadito” había llegado de Chaco pensando que en Rosario lo aguardaba un futuro mejor. En el techo, a la intemperie, tenía apenas un colchón y un brasero para guarecerse cuando lo mataron la fría noche del 12 de junio último. El desamparo lo perseguía. Su caso es uno más de los que sacude a los barrios de Rosario.
El nivel de violencia, si sólo se midiera a través de los homicidios, tuvo un leve retroceso respecto a 2014. Aquel año se cometieron en todo el Departamento 248 asesinatos.
Nada se modificó en Rosario a pesar del descenso general del 10 por ciento. Como en 2014 se registraron en la ciudad 198 crímenes. Dos localidades linderas explican la caída en el Gran Rosario: entre Granadero Baigorria y Villa Gobernador Gálvez se registraron 20 homicidios menos.
Villa Gobernador Gálvez es una populosa ciudad lindante al sur con Rosario que en 2013 tuvo 34 homicidios. Con una población de 100 mil habitantes llegó a tener una pavorosa tasa de homicidios que retrocedió en los últimos dos años. En 2014 fueron 24 y el último año, 13.
Las autoridades creen ver allí un fenómeno de cooperación entre fuerzas de seguridad provinciales y federales que, en un territorio complejo, dio buenos resultados. Buscan replicarlo en otros lugares con acciones coordinadas.
Durante 2015 Villa Gobernador Gálvez estuvo atravesada por escándalos en las fuerzas policiales. La cúpula de una subcomisaría fue descabezada porque parte de su personal estaba involucrado en el robo de bancos.
Es, además, el territorio que dominaba antes de caer preso Luis “Pollo” Bassi, sindicado por la Justicia como el líder narco que planificó la muerte de Cantero. En Villa Gobernador Gálvez, en una cruenta seguidilla de ajustes, fueron asesinados dos hermanos y el padre del “Pollo”. Aunque los casos no se esclarecieron se cree que fueron una respuesta a la muerte del “Pájaro”.
El flamante ministro de Seguridad de la provincia de Santa Fe, Maximiliano Pullaro, aseguró a Clarín que “la gente cree que al llegar a Rosario llueven las balas”, pero contrapuso que esa realidad “no es cierta”.
El funcionario marca que la mayoría de las muertes no tiene que ver con ajustes de cuentas o con la criminalidad organizada. “Son por conflictos familiares e interpersonales. Un problema sumamente difícil de resolver”, apunta. Habla de violencia “cultural”. Una estadística de su cartera indica que el 13 por ciento de los asesinatos fue en ocasión de robo.
Sea por peleas narco, violencia urbana o conflictos interpersonales, la estadística de homicidios evidencia un marcado contraste entre el área central de la ciudad y los barrios. Pullaro reconoce que la realidad es muy diferente cuando se sale del área delimitada por los “bulevares”.
En la cartera de Seguridad apuntan a profundizar una política para atacar el circuito ilegal de armas. En el 73 por ciento de los crímenes cometidos en el Gran Rosario en los últimos dos años se utilizaron armas de fuego. También buscan realizar operativos de saturación en los sitios más complejos.
El sur y el oeste aparecen como los lugares más castigados por la violencia y los crímenes. En barrios como Tablada, Empalme Graneros, Ludueña, Santa Lucía, Triángulo o Las Flores no necesitan de estadísticas para conocer esa cruda realidad.
Share this article :

0 comentarios:

Publicar un comentario

Todo lo que puedas aportar para mejorar este Blog será bienvenido. Opiniones, Historias, Fotos, etc. Puedes hacerlo también a mi e-mail: charlesfrancis1953@hotmail.com
Por todo; Gracias.-
Carlos

HISTORIA DE UNA BANDA

 
Support : Creating Website | Johny Template | Mas Template
Copyright © 2011. LA CHICAGO ARGENTINA - All Rights Reserved
Template Created by Creating Website Published by Mas Template
Proudly powered by Blogger