Home » » Dos jóvenes ejecutados y el sello de Los Monos asoma detrás

Dos jóvenes ejecutados y el sello de Los Monos asoma detrás

Written By Carlos Francisco Gutierre on 30 enero 2016 | 10:21

Uno de los muertos es hermano de una interna que compartía el penal con Elizabet Cantero, hermana de Guille. Una de las víctimas tenía once plomos en el cuerpo y su acompañante un balazo en la nuca.

Una mancha enorme de sangre quedó impregnada sobre el pavimento, en Circunvalación y Garibaldi. Provenía de los cuerpos de Mariano Ledesma y David Ariel Zapata asesinados a balazos. A Zapata le dieron diez tiros en la espalda y dos de remate, en la cabeza. Para Ledesma, sólo utilizaron una bala que fue directa a la nuca. Los dos murieron en el acto. A pocos metros quedó tirada y en marcha la moto Keller color mostaza en la que viajaban. Los pesquisas no tienen demasiados datos sobre lo ocurrido, aunque por la dirección de los disparos y la manera en la que la moto quedó tirada infieren que se trató de una persecución.
Sin embargo al cierre de esta edición surgieron algunos datos que pueden aportar luz a la investigación. Es que todo indica que David Zapata es el hermano de Melisa, una joven condenada por homicidio, y que compartía el penal de la Unidad 5 con Elizabet Cantero, quien falleció en un hospital, según se informó oficialmente, como consecuencia de una golpiza que le dieron otras internas, aunque los resultados finales de la autopsia todavía están pendientes. Lo que parece un hecho es que la muerte de la chica rápidamente desató una reacción, es decir venganzas. Elizabet Cantero era hermana de Guille e hija de Ariel Máximo, líderes de la banda de Los Monos, hoy ambos detenidos.
Sólo unos días después de la muerte de Cantero, fue baleada la vivienda de Lejarza al 4400, donde vive la hermana de una de las reclusas que compartía el penal de la cárcel de mujeres con Elizabet Cantero. Si bien las reclusas aseguran que ninguna de las presas la tocó, el mensaje no evitó una venganza peor. Un día después, Brian Sergio Esquivel, de 20 años, sobrino de la mujer que estaba presa con Cantero, fue asesinado de tres balazos en la cabeza. Ahora le llegó el turno al hermano de otra de las reclusas.
Doble crimen
Los dos muchachos eran oriundos del Remanso Valerio en Granadero Baigorria. Hasta ayer por la noche el fiscal de Homicidios Ademar Bianchini no tenía datos sobre los posibles atacantes o el móvil del hecho. De todas maneras, el investigador no estuvo presente en la escena del crimen y las actuaciones fueron comandadas con uniformados de la comisaría de la zona.
El hallazgo se dio por casualidad durante la madrugada de ayer. Un colectivero que pasaba por la zona de Circunvalación y Garibaldi vio una moto abandonada, tirada en el piso con las luces prendidas. El chofer le contó lo ocurrido a un policía de Comando Radioeléctrico al que cruzó durante su recorrido; y cuando el uniformado llegó al lugar se encontró que junto al rodado había dos cadáveres.
A las 5 de la mañana de ayer, la Policía montó un operativo sobre la colectora oeste de Circunvalación, a la altura de Garibaldi. La brigada científica de Policía de Investigaciones realizó las pericias de la escena del crimen junto con empleados de la comisaría 32ª, de barrio Godoy.
Los investigadores determinaron que las víctimas llevaban muertas aproximadamente una hora y que los proyectiles que los habían ultimado eran calibre 9 milímetros.
El fiscal Ademar Bianchini sospecha que los dos hombres viajaban en la moto, una Keller de 150 centímetros cúbicos color mostaza, cuando una o más personas los emboscaron a tiros.
Los muertos fueron identificados como Mariano Ledesma y David Ariel Zapata. El primero de ellos era el titular de la moto y, de acuerdo al parte médico, recibió 10 tiros en la espalda y dos en la cabeza. Su acompañante murió por heridas de arma de fuego en la cabeza. Las edades precisas de las víctimas no fueron informadas por los investigadores; dijeron que Ledesma tenía entre 27 y 28 años, y Zapata 22 o 23.
Ambos muchachos vivían en Remanso Valerio, un barrio de pescadores que está ubicado en el límite entre Granadero Baigorria y Rosario.
Los pesquisas no contaban con información sobre el móvil del ataque. Una de las hipótesis que manejaban, en base a los dichos del padre de uno de los muertos que aseguró que el muchacho tenía problemas de adicciones, es que los asesinos pertenecen a una banda ligada a la venta de drogas.
Ayer, buscaban si alguna cámara de alguna empresa había registrado la persecución previa al crimen, ya que no hay ninguna cercana a la escena en la que fueron encontrados los cuerpos.
Vendetta
Ayer, uno de los investigadores explicó que David Zapata tenía el mismo domicilio en el Remanso Valerio que Melisa, una de las reclusas que acompañaba a Elizabet el día previo a su muerte. “Creemos que es uno de los hermanos”. Los crímenes tienen la cantidad de balas suficientes como para dar cuenta de una ejecución con mensaje mafioso que hasta el momento el Estado no logró prevenir. Y también deja a las claras que pese al traslado de sus líderes a penales ubicados al sur del país, la banda está activa.
Share this article :

0 comentarios:

Publicar un comentario

Todo lo que puedas aportar para mejorar este Blog será bienvenido. Opiniones, Historias, Fotos, etc. Puedes hacerlo también a mi e-mail: charlesfrancis1953@hotmail.com
Por todo; Gracias.-
Carlos

HISTORIA DE UNA BANDA

 
Support : Creating Website | Johny Template | Mas Template
Copyright © 2011. LA CHICAGO ARGENTINA - All Rights Reserved
Template Created by Creating Website Published by Mas Template
Proudly powered by Blogger