Home » , » Salía de la casa de unos amigos y lo mataron de un tiro desde una moto

Salía de la casa de unos amigos y lo mataron de un tiro desde una moto

Written By Carlos Francisco Gutierre on 17 febrero 2016 | 14:24

Otro crimen en villa Banana. Fue la noche del lunes en 27 de Febrero al 4300. La víctima tenía 25 años y según su familia los disparos no eran para él. Hay un detenido.

A Raúl Acevedo lo balearon junto a un volquete rodeado de basura. Pudo ir a la casa y de allí lo llevaron al Heca. (Sebastián Suárez Meccia / La Capital)
Leo Graciarena / La Capital 

Otra vez una balacera sobre bulevar 27 de Febrero, a la altura de villa Banana, se saldó con una muerte. "Mi hijo salía de esa casa (la de un vecino) porque él se crió con esos muchachos. Apenas puso un pie en la vereda recibió el disparo. Entró a la casa, hasta una de las habitaciones, y le dijo a su amigo: «Seba, me dieron». Y así me mataron a mi hijo". Antonia tenía los ojos secos de tanto llorar por el crimen de Raúl Ramón Acevedo, su hijo de 25 años, ocurrido el lunes a la noche en 27 de Febrero al 4300. Pero se hizo fuerte y quiso hablar, quizás pensando que es bueno que las cosas se sepan aunque nunca sea suficiente para modificar la realidad en un barrio de gente pobre. "Se escucharon como 12 tiros y uno le pegó a mi tío en el pecho. Dispararon hacia el frente de la casa. No era para él, aunque como tiraron, la muerte le pudo tocar a cualquiera", agregó uno de los sobrinos de Acevedo.
Un par de horas después del feroz ataque a balazos, tres jóvenes fueron detenidos como principales sospechosos de haber disparado desde una moto contra la casa en la que estaba Acevedo. En Valparaíso y las vías del ferrocarril, a unos 300 metros de la escena del crimen, fueron detenidos dos muchachos, aunque sólo uno de ellos fue imputado. Se trata de Jonathan Nahuel N., de 21 años, sobre quien pesaba un pedido de captura por abuso sexual simple y lesiones graves. Ayer a la tarde, en una audiencia imputativa, fue acusado por el fiscal Florentino Malaponte y la jueza Patricia Bilotta le dictó 48 horas de prisión preventiva, hasta que mañana pueda ser sometido a una rueda de reconocimiento de personas ante los testigos del asesinato.
Sin embargo, para los investigadores Jonathan Nahuel N. era quien guiaba la moto desde la cual partió el disparo mortal. El ejecutor material de esos tiros, en tanto, es un menor de edad que está identificado aunque se mantiene prófugo. El tercer detenido fue un muchacho de 21 años que rápidamente fue liberado.
Barrios difíciles. En el último lustro barrios como villa Banana, Avellaneda Oeste y villa La Boca se han transformado en territorios calientes donde los vecinos denuncian balaceras que sólo se aclaran judicialmente si en el medio hubo un desenlace fatal. Los vecinos relatan ante los periodistas sus pesares, les hacen llegar sus reproches por los grises del sistema y relatan sobre otras balaceras para que el foráneo logre hacer pie en las turbias aguas de las peleas entre gavillas del barrio.
En ese marco, desde hace al menos diez días una vivienda ubicada sobre bulevar 27 de Febrero al 4300, sobre la vereda de los pares, es blanco de reiterados ataques a balazos. "Es con la casa y con los que viven ahí, que son vecinos bastante complicados. El jueves y el viernes ya se la habían baleado. Ayer (por el lunes) a las 13 pasaron y se la cagaron a tiros. Ya se sabía que a la noche iban a volver por más", explicó una vecina del barrio. A los que viven en esa casa los llaman "Los del banquito".
Ayer a media mañana Antonia esperaba sentada debajo de un árbol, en la casa de su hija, que le anunciarán que el cuerpo de Raúl había sido liberado del Instituto Médico Legal y que estaba dispuesto para ser velado. La mujer ya no lloraba, pero sus ojos marrones transmitían todo el dolor de su alma. Ayudada por sus parientes se paró, ya que padece una enfermedad que le impide caminar por sí sola, y pidió contar su pena a pesar de la desconfianza que le genera el sistema.
Contó que su hijo trabajaba como changarín en el Mercado de Productores. Que era soltero y no tenía hijos. Que vivía con ella y la ayudaba a mantenerse. Que no tenía antecedentes policiales y no andaba en bandas. Que con Raúl eran seis sus hijos. Y que espera por una justicia en la que no termina de creer completamente. "Espero que haya justicia porque si no esto no va a quedar así", dijo la mujer masticando con dolor cada palabra.
En la vereda. Luego, entre todos los familiares, relataron lo que sucedió el lunes, pasadas las 21. Raúl salía de la casa de sus amigos, ubicada sobre la mano este-oeste del bulevar 27 de Febrero, a unos 50 metros de su casa que tiene el ingreso en Lima al 2600. Cuando no había terminado de pisar con los dos pies la vereda, por la mano contraria pasó una moto y el pibe que viajaba como acompañante abrió fuego con una pistola calibre 9 milímetros contra la casa de la que salía el muchacho de 25 años. Un certero balazo lo impactó en el pecho. Entonces Raúl volvió sobre sus pasos para pedir ayuda a sus amigos. Lo cargaron en un auto y lo llevaron al Hospital de Emergencias donde murió al filo de la medianoche.
Una de las hipótesis que se barajó en el barrio fue que la muerte de Acevedo había sido el epílogo de un enfrentamiento de dos bandas que se disputan la venta callejera de drogas. Una de esas bandas sería la de "Pandu", detenido y a la espera de ser condenado por el asesinato de Javier Barquilla, ocurrido en febrero de 2015. De esa gavilla también participan los apodados "Wititi" y "Muqueño" (ver aparte).
Sus rivales esta vez serían los denominados "Caníbales", una gavilla que tendría su centro de acción en las inmediaciones de Valparaíso y las vías férreas y que estaría rentada por un tal "Junior", el sindicado vendedor de drogas asentado en inmediaciones del Centro Municipal de Distrito Oeste (ver aparte). No obstante, los familiares de Acevedo desmintieron tajantemente que su pariente estuviera vinculado a alguna gavilla delictiva.
"Estas son bandas de pibes de 16 o 17 años que solos no se aguantan un cachetazo y que cuando tienen alguna bronca pelan un fierro y te cagan a tiros. Junior está del otro lado de Godoy (Presidente Perón) y los de Pandu están más atrás. Esto es por otra cosa. «Los del banquito», encima, tienen muchas broncas con ellos", explicó un vecino de las inmediaciones donde cayó muerto Raúl Acevedo.
Share this article :

0 comentarios:

Publicar un comentario

Todo lo que puedas aportar para mejorar este Blog será bienvenido. Opiniones, Historias, Fotos, etc. Puedes hacerlo también a mi e-mail: charlesfrancis1953@hotmail.com
Por todo; Gracias.-
Carlos

HISTORIA DE UNA BANDA

 
Support : Creating Website | Johny Template | Mas Template
Copyright © 2011. LA CHICAGO ARGENTINA - All Rights Reserved
Template Created by Creating Website Published by Mas Template
Proudly powered by Blogger